18 jul 2013



Hace años que no leo "algo sobre la muerte del mayor Sabines", pero recuerdo cuando dice "maldito el que piense que esto es un poema".

Ya no quiero maldecir a nadie. Esta lloviendo, desde hace más de una hora y no para. Quería llevar a Saraí a la laguna y me quedé varada en un pasillo del mercado. Tuve que regresar.

Siempre me ha gustado la lluvia. Nunca me ha gustado quedarme con cosas por decir o con broncas por arreglar.

A mi mejor amiga le gustaba mucho una película que se llama "nunca te vaya sin decir te quiero". Suena cursi no. Pero teniendo en cuenta la probabilidad de que algo salga mal cuando ya muchas cosas han estado mal debería seguir el consejo.

No estoy hablando de nada. No quiero. Quiero darle vueltas y vueltas. Ahuyentar el silencio. Ponerme a fumar bajo la lluvia. O simplemente bajo techo. Pero no tengo cigarros y no me quiero mojar yendo a la tienda.



No hay comentarios.: